lunes, 13 de mayo de 2013

Un poema de Miriam R. Krüger

Yo vengo del otro lado del mundo
donde al Sol lo llamamos Dios,
la Luna su Hermana
y la Tierra es la Madre.

Yo vengo de Selva Virgen,
de Cordillera Blanca y Cordillera Negra; 
descendiente de un gran Imperio,
nacemos de piel bronceada
y con ritmo en el cuerpo.

Yo vengo de la tierra donde alguien
una vez creyó descubrir,
sin embargo nosotros siempre estuvimos allí.