miércoles, 9 de diciembre de 2015

Calles de Huamachuco


Hay un niño anacrónico que llora
dentro de un impermeable cascarón.
Dime tú, humano símbolo de aurora:
¿por qué le tiembla tanto el corazón?

Es un niño y no sé qué miedo encierra
su insondable melena verde-azul
y no sé por qué huye, por qué yerra
¡cuando el amor se esconde a plena luz!

Tal desmadrado niño anda en el mundo
yo no sé con qué angustia matinal,
solitario menor de lo rotundo.

Dime mujer, por qué ese niño absurdo,
desgajado viñedo de un mortal,
se ha clavado no sé qué Cristo zurdo.

César Vallejo