martes, 3 de noviembre de 2015

Madroño


En otoño
me sonríe el bonsai
lleno de frutos rojos y amarillos.

E.