martes, 1 de marzo de 2016

El hacer


Puedes hacer lo que quieras con mis palabras.

Puedes guardarlas u olvidarlas,
puedes regalarlas a quien quieras,
mandarlas por correo
o meterlas en el congelador.

Puedes incluso tirarlas a la basura.
Son sólo palabras,
yo no doy ni un céntimo por ellas.

Y al final irán a parar a un contenedor.
Se las llevará un camión muy grande.
Algunas las reciclaran
y pasarán a formar la base de otras palabras.
Otras serán quemadas
y puede que sus cenizas hagan brotar de la tierra
algo vivo.

E.
(Foto: Chema Madoz)